Andrés Rafael Granier Melo, exgobernador de Tabasco, acusado por el delito de peculado, podría salir este viernes de la torre médica penitenciaria de Tepepan, para sujetarse a prisión preventiva domiciliaria, luego de que el pasado 7 de enero, el Juzgado Cuarto de Distrito en el Estado de Tabasco dictó sentencia otorgando el beneficio.

Granier Melo será trasladado a su domicilio ubicado en la Alcaldía de Coyoacán.

“Por lo que hace a la parte de ejecución de la orden para el traslado del químico a su domicilio, han tomado un poquito de tiempo, pero ya están enteradas todas las autoridades que fueron objeto de los enlaces para que se lleve acabo esta prisión preventiva domiciliaria y se está designando a los elementos de la Policía Federal que llevarán acabo el traslado”, mencionó Javier Shütte, abogado del exgobernador.

Granier Melo de 70 años de edad, que permanece interno desde junio de 2013 dentro de esta torre médica del penal, enfrenta distintos procedimientos en su contra.

“El químico enfrentó una serie de procedimientos y procesos, más de nueve, contando los de la familia, concretamente su hijo Fabian Granier, actualmente vigentes se encuentran dos federales, uno en el cuál estamos ya en espera del cumplimiento una sentencia de amparo en revisión y se dicte auto de libertad (…) de los locales, uno fue ya absuelto”, añadió el abogado.

Recalcó que la garantía de prisión domiciliaria se otorgó a su cliente principalmente por que se trata de una persona de la tercera edad y “tiene cardiopatias, además tiende a ciertos aumentos súbitos de la presión arterial”, motivo por el cuál permaneció dentro de la torre médica del Centro de Readaptación Social.

Con información de: Excélsior