CIUDAD VICTORIA, Tamaulipas (Notimex).- En más de un 50 por ciento disminuyeron los casos de dengue en la entidad, como resultado de una estrategia de prevención, información y atención oportuna, además de no registrar reportes de zika y de chikungunya en 2018.

La secretaria de Salud (SST), Gloria Molina Gamboa indicó que el año pasado cerró con 200 casos de dengue, que representan 328 menos que en 2017 y anunció el fortalecimiento de acciones, así como la coordinación municipal e interinstitucional para disminuir la posibilidad de brotes o epidemias.

En el 2013, Tamaulipas registró cinco mil 546 casos de dengue confirmados; esta administración ha logrado avances significativos al pasar a 528 casos en 2017 a sólo 200 en el 2018, dijo.

Destacó que en lo que va de enero, no se ha registrado ninguno de estos padecimientos, sin embargo reiteró la importancia de anticiparse a la enfermedad con medidas preventivas y la sensibilización de la ciudadanía para mantener sus viviendas libres de objetos inservibles que acumulen agua.

La titular de la SST precisó que es prioritario mantener el control epidemiológico de las enfermedades transmitidas por vector, mediante estrategias definidas entre las instituciones que conforman el sector salud.

Afirmó que el gobierno de Tamaulipas dispondrá de toda su capacidad de respuesta, desplegará al personal de vectores, maquinaria pesada, aplicará larvicidas y ciclos repetidos de fumigación para evitar brotes, sobre todo en las zonas consideradas de riesgo.

Finalmente, refirió que en todas las unidades de salud, se promoverán medidas preventivas fundamentales como lava, tapa, voltea y tira, que aplica a todos los objetos y recipientes que puedan acumular agua, dentro de los domicilios, techos y patios.

 

NTX/LBR/GAV/AEG