Agencias

Oficiales del Departamento de Salud Pública del condado Cameron, realizaron un cateo el lunes por la tarde que terminó con el decomiso de 270 perros y un gato de una propiedad en Los Fresnos.

Debido a la necesidad de albergar a los cientos de animales que fueron confiscados del dueño, el albergue de animales del condado Cameron estará cerrado hasta nuevo aviso. Esto significa que por el momento no aceptarán animales que sean entregados por el público.

“La gran cantidad de animales con los que estamos trabajando requieren que utilicemos todas las instalaciones para ellos,” comentó Esmeralda Guajardo, administradora del Departamento de Salud Pública del condado Cameron. “Una vez se estabilice la situación, las operaciones reanudarán en su horario regular,” añadió Guajardo.

Por lo pronto, las autoridades están solicitando apoyo de la comunidad con la donación de productos de limpieza, jaulas, toallas, trapos y períodicos que serán utilizados para asistir con el mantenimiento de las instalaciones del albergue.

Además, autoridades informaron que están finalizando los detalles para llevar a cabo una feria de adopción. Los detalles se darán a conocer más adelante.

En esta pesquisa, están trabajando en conjunto con la Oficina del Fiscal del condado Cameron y con la Oficina del Alguacil del condado Cameron. En el operativo, participaron también los departamentos de control de animales de Brownsville y de Puerto Isabel, así como los departamentos de bomberos de Brownsville y Los Fresnos, la Oficina de Manejo de Emergencias del condado Cameron, la policía rural del precinto 4 del condado Cameron y el Departamento de Salud del Estado de Texas.