EFE

El proceso de exhumación del dictador Francisco Franco del monumento del Valle de los Caídos, España ha comenzado, según informaron fuentes del Gobierno español.

Los trabajos comenzaron minutos después de la hora inicialmente prevista, las 10.30 locales (08.30 GMT).

Tras la exhumación, los restos del dictador serán trasladados al cementerio de Mingorrubio, en la localidad madrileña de El Pardo.

Dos helicópteros militares llegaron al monumento para realizar el traslado si lo permiten las condiciones climáticas en esa zona de las montañas del norte de Madrid, donde hoy hay algo de niebla.

Los helicópteros aterrizaron junto a la explanada del Valle y si finalmente es la opción elegida para el traslado de los restos, esperarán al coche fúnebre para recibir el féretro.

A bordo bien del helicóptero, bien del coche fúnebre, irá el nieto del dictador Francis Franco Martínez-Bordiú.

“La decisión definitiva del traslado se tomará teniendo en cuenta el tiempo”, según informaron a Efe fuentes del Gobierno.

España vive este jueves un acontecimiento histórico con la exhumación de los restos del dictador Francisco Franco de su actual lugar de enterramiento, el monumento del Valle de los Caídos, para llevarlos a un cementerio municipal de Madrid.

El procedimiento busca cerrar un capítulo en la historia de este país y corregir la anomalía democrática que supone que un dictador tenga una tumba de Estado, donde ha estado durante casi 44 años tras su fallecimiento en noviembre de 1975.

Solo un grupo de 22 familiares y un reducido número de funcionarios y operarios, el mínimo imprescindible, estarán presentes en la operación, que tendrá lugar en la intimidad, ya que se ha vetado la presencia de público y de medios de comunicación.

Solo habrá una señal de televisión por parte de la cadena estatal y un “pool” gráfico a cargo de la Agencia EFE, y únicamente en la zona al aire libre del Valle de los Caídos, fuera de la basílica excavada en la roca.