Agencias

CIUDAD DE MÉXICO.- La polémica declaración que Miguel Herrera hizo el sábado pasado sobre el árbitro central, Marco Ortiz Nava, luego de la goleada que le propinó Cruz Azul al América, le costaron tres partidos de suspensión al Piojo.

A través de un comunicado de prensa, la Comisión Disciplinaria dio a conocer el castigo para el estratega de las Águilas, aunque no se precisó una sanción económica.

Miguel fue expulsado al minuto 82, ya cuando la Máquina ganaba 5-2, por reclamaciones tras una tarjeta amarilla que le sacó Ortiz Nava al defensa americanista, Carlos Vargas. El atacante Roger Martínez también fue expulsado en ese mismo juego por un codazo sobre Rafael Baca.