Liberan a médico acusado de muerte en Oaxaca

201
[cm_ad_changer campaign_id="1"]

La defensa jurídica del médico inculpado Luis Alberto —quien hasta ayer se encontraba en prisión preventiva por la presunta negligencia medica que le causó la muerte a un niño de tres años— consiguió la reclasificación del delito de homicidio doloso por el que se le acusó a su defendido y llevará su proceso en libertad.

“El médico Luis Alberto saldrá en el lapso de unas horas (ayer mismo salió libre) para que continúe su proceso en libertad”, informó el abogado del traumatólogo pediatra, Abrahán Dávila, afuera de las instalaciones del Penal Central del estado, de Santa María Ixcotel, al oriente de la ciudad  de Oaxaca.

Agregó que a su defendido se le violentó el debido proceso y, a su vez, el juez ordenó la reposición del mismo, esto porque la figura por la que se le consignó —dolo eventual— dejó de estar vigente en el Código Penal de Oaxaca hace tres años.

Rechazó que la presión mediática haya sido un factor para conseguir la liberación de su defendido. “La autoridad actúa conforme a derecho, en ningún momento tuve un contacto con nadie que no fuera dentro del ámbito oficial”.

El Tribunal Superior de Justicia del Estado ordenó girar en forma inmediata la boleta de libertad correspondiente a la Dirección del Centro de Reclusión Social, número 1 de la Penitenciaría Central, donde estuvo preso, Luis Alberto P.M.

¿Qué sucedió?

En noviembre de 2017, Edward, de tres años, fue ingresado en un hospital privado en la zona norte de la capital, para ser intervenido quirúrgicamente por una fractura en el brazo; sin embargo, “por errores en el procedimiento de protocolo”, falleció por broncoaspiración.

Tras el hecho, la familia del menor de edad exigió justicia para sancionar a quien o quienes resulten responsables; ésta interpuso una denuncia ante la Fiscalía General de Justicia.

Al trascender que el abogado del médico consiguió el auto de libertad para su defendido, los deudos de la víctima instalaron un anuncio espectacular sobre la carretera federal 190, en el tramo del Cerro del Fortín, en la parte alta de capital, con la leyenda: “Justicia para Edward”.

Con información de Excélsior

Comentarios

[cm_ad_changer campaign_id="1"]