Prevén apagones en verano

169

 

La reducida disponibilidad de generación eléctrica y de combustibles está colocando al sistema eléctrico en una posición que derivaría en apagones, según especialistas y la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

El diario Reforma señala que el actual “margen de reserva” es de 3.38 por ciento, cuando el ideal debe ser 6%. Dicha medida es utilizada para medir la disponibilidad de generación en condiciones de la más alta demanda y de la indisponibilidad de las plantas, de acuerdo al Centro Nacional de Control de Energía (Cenace).

El mes de mayor demanda durante el año es junio, pero desde el último día de mayo se ha experimentado un aumento de hasta 3.5% en la demanda a comparación del año pasado, un consumo equivalente a 46 mil 388 megawatts (MW).

Al seis de junio, la demanda era 4.44% más que en la mismas fechas del 2017.

El 30 de mayo la Cenace tuvo que realizar cortes de emergencia en 24 ciudades para controlar el requisito, dicho “ahorro” representó el 1.2% del consumo nacional. Pero no ha sido la única fecha, se han realizado interrupciones el 11, 29 y 31 de mayo, además del 1 de junio.

Varias condiciones se han sumado y han afectado el flujo del abasto al sistema eléctrico, primero la carestía de gas natural en el sur, segundo no se ha dado el suficiente mantenimiento en los últimos cuatro años y tercero el alza en el consumo de energía eléctrica se debe al clima caluroso y al uso de aparatos de aire.

Entrevistado el presidente del Observatorio Ciudadano de Energía, José Manuel Muñoz, señaló que el riesgo de apagones se mantiene por “la demanda elevada, indisponibilidad de las plantas y la caída en la producción de gas”, necesario para la generación de energía.

Esto se debe a la caída en la producción de gas por parte de Pemex, lo que obliga a usar otros combustibles o a disminuir la generación.

Cuestinada Comisión sobre el tema de los apagones, la empresa informó que junto a la Cenace habrá más cortes, sin señalar fechas, pero deja en claro que el problema principal es la falta de combustible para la generación en el sureste.

Y si bien la CFE dice contar con 11 mil 413 gigawatts-hora almacenados en las presas hidroeléctricas, las líneas no tienen la capacidad sufiente para transmitir la electricidad generada en Chiapas.

Con información de: El Siglo de Durango

Comentarios