NOTIMEX

Un tren de carga arrastró a un taxi unos 30 metros para dejarlo inservible, luego de que el chofer no se detuvo cuando se aproximaba el convoy con al menos 15 contenedores y carros tanque.

Por fortuna nadie salió herido, aunque el taxista aún no se recupera del susto, ni mucho menos acepta la pérdida de su fuente laboral, aunque parece evidente por qué se suscitaron los hechos.

Las vías se encuentran en esta ciudad en los bulevares Allende y Primex, donde el chofer del taxi se apresuró a cruzar los rieles, tal vez intentando ganarle el paso el tren, pero no logró su cometido.

El operador no pudo detener la locomotora, por el peso de los 15 carros, y el vehículo fue convertido en chatarra por la fuerza del choque.